Ayuda a este enfermo, desahuciado por la Sanidad Pública, a pagarse un tratamiento

EL MUNDO TODAY BUSCA APOYOS PARA UN ENFERMO TERMINAL

Se llama Paco Sanz y está aquejado de diversas enfermedades cuyo tratamiento es muy caro y no puede permitirse, según ha explicado a los redactores de El Mundo Today esta misma mañana. “Me muero… he escrito un libro para recaudar fondos y tengo una página web, aún hay esperanza pero la gente es muy insensible a estos temas”, se queja Paco Sanz.

Su cabeza está completamente calva, lo que evidencia que está realmente muy enfermo.

Su enfermedad es tan rara que Paco apenas puede dar detalles sobre ella y rompe a llorar cuando intenta describir sus síntomas.

“Las donaciones han parado de golpe”, dice entre lágrimas

Los médicos le han dado muy pocas esperanzas pero Paco, que se aferra a la vida con una energía y un buen humor realmente inspiradores, ha descubierto que en Estados Unidos hay un tratamiento que podría salvar su vida. El problema es que es muy caro y necesita toda la ayuda económica que la Seguridad Social de nuestro país no ha sido capaz de proporcionarle.

Tiene 2000 tumores, pero lo que de verdad le duele es la indiferencia de la gente y eso es lo que ha impulsado a El Mundo Today a difundir su historia. “Desde hace semanas todos los días mando cartas a medios y famosos que se hacen llamar solidarios y recibo la callada por respuesta”, se queja Paco.

Su rutina se reparte a tiempo completo entre visitas al hospital y largas estancias en casa, sin poder moverse apenas, roto por el dolor y aún así saca fuerzas para sonreír, mirar a cámara y pedir dinero con humildad y valentía. Su vida parece una pesadilla, pero eso no quiere decir que quiera perderla. “Quiero seguir vivo, ¿es eso un delito?”, dice.

Toda la prensa le ha dado la espalda y se ha olvidado de él, sólo El Mundo Today sigue empeñado en que este enfermo siga con vida

“Si no me ayudáis, me muero, ¿vais a permitirlo?”, dice Paco.

Sus vídeos parten el alma en dos y nadie con una pizca de humanidad puede evitar conmoverse con su mirada, ya apenas sin brillo y totalmente consumida por la enfermedad. Pese a todo, tras los tubos que aportan aire a sus débiles pulmones, Paco no puede evitar mirar a cámara con un hilo de esperanza. Un hilo fino y apenas visible pero forjado con el acero de la colaboración, la solidaridad y el amor de los desconocidos como tú.

¿Lo peor de todo? Las donaciones han dejado de llegar. La gente ha dejado de preocuparse por él. El interés en su caso ha decrecido de golpe.

Tristeza. Impotencia. Desamparo. Esas son las palabras que describen su situación actual.

No le dejes de lado ahora que le deja de lado todo el mundo: los políticos, los famosos, los medios, la Sanidad Pública…

“Desde hace unas semanas la gente ya no me ayuda, no sé por qué. Ya no preocupa mi caso. Puede que sea mejor así, estoy cansado de sufrir”, lamenta entre lágrimas.

La prensa ya no le dedica artículos como este que estás leyendo. Los famosos y YouTubers que le apoyaron le han olvidado completamente. Así es el mundo de la “prensa online”, se busca el clic rápido y una vez un tema pasa de moda se buscan “otros temas”.

Muchos leerán este artículo y pasarán página, pero Paco necesita toda la ayuda que le podamos ofrecer. ¿Se la das?

Nosotros ya le hemos ayudado, ¿le vas a ayudar tú?