El Servicio Secreto de los Estados Unidos ha reconocido esta mañana que “existen indicios de que el multimillonario Donald Trump y el 45º presidente electo del país son en realidad el mismo”. Aunque se trata de una información “muy poco creíble”, de confirmarse apuntaría a una estrategia de los rusos para colocar al frente de la nación a un señor que salió en la comedia Zoolander, en Pressing Catch o en el “reality show” El Aprendiz.

El multimillonario ha confirmado las informaciones sin titubeos pero el FBI no lo considera una fuente fiable de información, pues todo podría ser una maniobra interesada para favorecer sus propios intereses empresariales.

El Servicio Secreto ha advertido de que la investigación “sigue abierta” y ha pedido que no cunda el pánico entre la población. Pese al llamamiento a la calma, las redes sociales se han llenado de comentarios de gente asustada que se pregunta cómo es posible que la Casa Blanca presente este tipo de vulnerabilidades.

Por el momento, los americanos rezan para que todo sea un rumor falso de una página web, apuntando a sitios de escaso rigor informativo como Buzzfeed o 4chan.