Los primeros españoles que han empezado hoy lunes a subir la empinada cuesta de enero han podido ver en lo alto una figura agitando los brazos. Aunque se encontraba aún muy lejana y, por tanto, imposible de identificar, el uso de prismáticos ha permitido saber que se trataba del empresario gallego Amancio Ortega, el hombre más rico del mundo según la revista Forbes.

“Venga, arriba, vosotros podéis”, ha estado gritando Ortega toda la mañana, casi tres horas seguidas hasta que ha tenido que ausentarse por un asunto profesional. Según Inditex, el magnate regresará esta tarde a lo alto de la cuesta para seguir apoyando a los ciudadanos que afrontan la tradicional subida del primer mes del año.

“Si yo pude vosotros también podéis. Venga, que ya falta poco. Un esfuercito más y en nada os plantáis aquí arriba”, exclamaba el empresario, poseedor de una fortuna de más de 71 800 millones de dólares, al resto de los españoles. “Veréis qué vistas”, ha agregado.

Algunos testigos aseguran que el directivo ha lanzado toallas de Zara Home desde la cima de la cuesta de enero para que los esforzados ciudadanos pudieran secarse el sudor y las lágrimas. “Que tire dinero, coño, eso sí nos vendría bien”, gritaba una de las escaladoras.

Un año más, la subida de la cuesta de enero la ha patrocinado Red Bull y se espera que el primero en llegar a fin de mes reciba un pack de 12 latas de la bebida energética para reponer fuerzas.