Sagrada Família

«Me gustó mucho pero parece un Starbucks»

★★★★

Buen café en la Sagrada Família pero parece un Starbucks, y en la entrada pone Starbucks. Seguí al dedillo las indicaciones de la guía de Barcelona que me regalaron en el Starbucks y visité todos los monumentos recomendados. Eran todos bastante parecidos: una barra, muchas colas, gente de verde preguntándote el nombre para apuntarlo en vasos de papel… No sé si justifica el viaje.

Mayka Smith


Bar Terras Baixas De O Grove

«Típico bar gallego»

★★★★★

Regentado por un matrimonio de Shangái. Chang tiene un acento muy cerrado, pero me sirvió para practicar mi oxidado gallego. Pedí vieiras, riquísimas. Aunque yo las recordaba sin arroz, guisantes, jamón dulce y tortilla, y con algo más de marisco. No olvides pedir tarta de Santiago, o como dicen en Galicia, «lichis».

FERMÍN PAZOS

 


Bar Can Ducados

«No vuelvo, la máquina de tabaco es muy obscena»

★★

Fui a este bar y la comida estaba bien pero la máquina de tabaco estuvo gritándole cosas a mi mujer, y cuando me levanté a decirle que nos dejara desayunar tranquilos, me echó humo en la cara.

JAIME GARCÉS

 


Le Bistrot du Monsieur Mcdonald’s

«Perfecto para la gente que odia la comida»

★★

No cumplió mis expectativas. El muñeco de un payaso junto a la puerta me hizo sospechar que aquel no era el lugar al que llevar a una chica en la primera cita. Yo pedí Le Big Mac avec patattes de luxe; mi acompañante Le Joie de Vivre Meal. Horrible. Lo pedimos «al puntteau» y «sans pepinille» pero el garçon no hizo caso. Los postres, insípidos, en especial le McFlurreau avec cacahuettes espurreadeé. Sin embargo, tiene una de las mejores piscinas de bolas de la ciudad.

FRANÇOIS DUCHAMP

 


Ronda Litoral

«Un paseo por la Barcino romana»

★★★★

Como amante de la Historia a nivel aficionado, uno de los puntos que no me podía perder era la Ronda Litoral de Barcelona. Construida por el emperador Tito Litoral, en ella una ordenanza municipal obliga a los conductores a ir al mismo ritmo que los carromatos de antaño. Recomiendo recorrerla desde su inicio hasta la desembocadura, en el Centurión de la Trinitat.

JORGE NARANJO

 


Hotel Juanjo

«Yo no puede digo nada buena»

(Traducción automática)
Yo viene amigos con 5 en este casa de huéspedes. ¡Decepción grande! Higiene no es una gran cosa. ¡Trapos de secar eran sucios y vaya si usados! Juanjo era gruñidor, y recibió con sonoro sorber de mocos. Para cuál sorpresa nuestra, muelles del lecho de dormir gritaban como mapache mutilado. Si quiere la experiencia buena de vivir la Barcelona ciudad, mejor gasta dinero en dormir en un párking.

SVETLANA MATRIOSHKA

 

 

El Mundo Today publica cada viernes en la revista OnBarcelona de El Periódico una selección de las reseñas que la capital catalana recibe en internet.