Según un estudio publicado esta mañana por el Instituto Cervantes, el extranjero es el idioma más hablado fuera de España después del español. Ello se debe, según los expertos, “a la creciente presencia de extranjeros en el extranjero que se decantan por hablar en el idioma de los guiris”.

El español resiste, sin embargo, en España, donde sigue siendo la lengua favorita de los españoles principalmente porque es la que se entiende. El extranjero, sin embargo, se erige como el segundo idioma más utilizado en el país por parte de los extranjeros.

El Instituto Cervantes señala en este estudio que el porcentaje de la población mundial que tiene el español como lengua nativa está aumentando pese a la mayoría aplastante de gente de fuera que habita fuera de España. Sin embargo, también crece la presencia de gente de fuera dentro de España, favoreciendo el uso de la lengua de fuera dentro del país.

“Es tan difícil para el español alcanzar el primer puesto en el extranjero como para el extranjero alcanzar el primer puesto en España, con lo que podemos hablar en cierto modo de empate técnico”, apunta la entidad.