Protección Civil ha constatado un aumento inusual de la presencia de idiotas en esta época del año que, desde hace dos semanas, está motivando quejas de numerosos afectados en los principales núcleos urbanos de la geografía española.

“Se han detectado concentraciones altísimas de idiotas campestres en el norte de España, algo muy raro en estas fechas. Aunque su morfología no siempre se distingue de la de un ciudadano común, basta ver cómo se comportan y qué tipo de comentarios hacen. El ambiente es insoportable especialmente en las horas punta”, explican los investigadores.

El Ayuntamiento de Madrid atribuyó el fenómeno a un encuentro de expertos economistas en el Instituto de Empresa, pero días después del evento la población de idiotas sigue aumentando sin motivo aparente en la capital, ahuyentando el turismo.

“Aún es pronto para decir que vamos hacia una plaga porque la concentración de idiotas por habitante se mantiene en los márgenes establecidos por el Protocolo de Kioto. Pero es verdad que hay que averiguar las causas de este aumento”, reconoce un portavoz del consistorio.

El Gobierno ha anunciado la creación de un comité de expertos para abordar este fenómeno, que algunos atribuyen a la llegada del calor, que saca lo peor de la población a la calle, y otros al deterioro progresivo de la vida pública. Esta segunda hipótesis es la que más preocupa a los especialistas, que temen que la idiotez se convierta en un problema estructural en España.

“Los científicos son los que dicen que el pescado azul es malo y luego cambian y dicen que es bueno. ¿Qué quiero decir con esto? Pues hombre, que tampoco nos preocupemos por temas que ahora parece que son graves y luego ves que no. ¿No? Quiero decir que tranquilidad. A priori, tranquilidad. Luego ya veremos. Y si hay que hacer cosas, no cabe duda de que se van a hacer cosas. Pero hay que respetar los tiempos y hay que ser prudentes. Dejemos que los científicos trabajen, que son los que saben”, ha declarado esta mañana el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sobre este asunto.