Científicos de la Universidad Hopkins de Laurel y de la Universidad Central de Florida han descubierto un asteroide entre las órbitas de Júpiter y Marte que va de aquí hasta allí haciendo “Fiiiiiiuuuuuuuu” y luego “¡Bumba!” y “¡Dushhhhh!”, todo tan rápido que ni siquiera te empanas.

Si chocara contra la Tierra se haría mierda

“Es una roca tipo pedrolo duro, de esas que van a toda leche por el vacío liándola como pollo sin cabeza”, ha explicado uno de los responsables del telescopio de infrarrojos que la NASA ha montado en uno de sus tinglados de observación.

“Mola porque es bastante tocho, pero si chocara contra la Tierra haría ‘Zaaaaaaaaaaaabuuuuuuuuuummmmmmffffffffhhhh’ y se haría mierda”, matiza el experto.

Aunque en el espacio no se propaga el sonido, los astrónomos han logrado reproducir con sonidos guturales muy precisos la trayectoria del asteroide: “‘Fiiiiiiiiiiuuuuuuu Paaaaaiiuuuuuuuun Boooooooaaaaaaaaaaaaaaaaa Pataclón Pataclón’, y luego se queda así como flotando y hace ‘Cli’, y luego otra vez ‘Fiiiiiiiiiiiiiiiuuuuuuuu'”, han explicado los expertos, escupiendo proyectiles de saliva que describían trayectorias similares a las del cuerpo celeste.

Tras analizar la composición del asteroide, los investigadores han concluido también que, si lo tocaras con la lengua, se te quedaría pegada.