El Gobierno ha decidido suspender el experimento sociológico de Gran Hermano por su elevado coste pese a que, en todos sus años de desarrollo, logró convertirse en el proyecto de investigación más valorado por la sociedad española.

La Subdirección General de Proyectos de Investigación del Ministerio de Economía ha confirmado esta mañana a la dirección del CIS (Centro de Investigaciones Sociológicas) que el proyecto se suspende “por los necesarios ajustes presupuestarios que hay que acometer”.

La expulsión de Edoardo no gustó al Ejecutivo

La decisión se ha comunicado coincidiendo con la expulsión del concursante Edoardo, y algunos investigadores del proyecto sospechan que esto no es una casualidad. “Quizá han pensado que buscaba a las chicas pero no soy así, me gusta pasármelo bien con las chicas, me gusta hacer el tonto pero no soy el típico Casanova, tengo mucha vergüenza”, argumentaba el expulsado, que vivió con incredulidad su eliminación.

Fuentes cercanas al CIS admiten que el Ejecutivo presionó hasta el último momento para que el joven siguiera en la casa, pero los expertos se negaron a contradecir al 43% de la audiencia que votó a favor de la expulsión.

El secretario de Estado de Economía, Fernando Jiménez Latorre, ha asegurado que “este Gobierno puede estar en mayor o menor desacuerdo con las decisiones puntuales que se hayan tomado en el transcurso de este experimento sociológico, pero nunca se ha entrometido en la labor de los investigadores”. Jiménez Latorre ha vuelto a insistir en que “el proyecto se suspende de manera temporal por motivos económicos exclusivamente”.

España, en pie de guerra contra los recortes en ciencia

La Federación Española de Sociología ha emitido un comunicado en el que expresa su repulsa a la decisión unilateral de “dar carpetazo a un estudio coordinado con Europa que estaba arrojando muchos datos sobre la sociedad española”. Admite que en la casa había “graves retrasos”, pero eran incidencias “normales en una investigación de esta envergadura”.

Mercedes Milá, cara visible del experimento sociológico, ha anunciado que presentará una edición especial de “Diario de…”, el programa de reportajes de denuncia, para desvelar qué hay detrás de los recortes en ciencia e innovación.

Para esta misma tarde, se han convocado manifestaciones en las principales ciudades españolas para exigir la vuelta de Gran Hermano y de otros grandes proyectos de investigación “fundamentales para el progreso de este país”.